Destacan la labor de los abogados del Estado y la necesidad de una Reforma Judicial feminista

Publicado: 09 / 03 /2022


Soria transmiti su orgullo por el rol de la Escuela del Cuerpo de Abogados del Estado Foto Gens Fernando
Soria transmitió su «orgullo» por el rol de la Escuela del Cuerpo de Abogados del Estado. (Foto Gens Fernando)

El ministro de Justicia, Martín Soria; la asesora presidencial Dora Barrancos y el Procurador del Tesoro, Carlos Zannini, encabezaron este martes la apertura del ciclo lectivo 2022 de la Escuela del Cuerpo de Abogados del Estado (ECAE), donde con motivo del 8M analizaron el funcionamiento de juzgados y fiscalías ante la violencia contra la mujer y mencionaron la necesidad de poner en marcha una Reforma Judicial de sesgo feminista.

Durante el encuentro, Zannini remarcó la importancia de capacitar a los graduados de Derecho «en la defensa del Estado», ya que «el Estado que tiene que protagonizar el cambio y defender a los más débiles».

Desde el auditorio de la casa central del Banco Nación, ante abogadas y abogados que estudian en la ECAE, los expositores -en particular la socióloga e historiadora Barrancos- destacaron que «este 8 de marzo encuentra a la Argentina en una posición bastante excepcional» frente al resto de América Latina, dado que «las luchas» de los últimos años permitieron sancionar leyes que ampliaron derechos, como la Protección Integral para Erradicar la Violencia contra las Mujeres (26485, de 2009); el matrimonio igualitario (26.618, 2010); la identidad de género (26.743, de 2012); la Interrupción Legal del Embarazo (27610, de 2020) y el Empleo Formal para Personas Trans (27636, del año 2021).

Foto Gens Fernando
(Foto Gens Fernando)

«Este 8 de marzo es un momento de reflexión acerca de los tantos derechos que hemos alcanzado, pero también de la necesidad de ir por ellos, de seguir luchando por la construcción de una sociedad absolutamente libre de violencias, democrática, popular, feminista«, exhortó Barrancos en su discurso, que fue seguido con atención por Zannini -la elogió mucho- y Soria, como también por el director nacional de la ECAE, Guido Croxatto, y el viceprocurador del Tesoro, Horacio Diez, quienes tuvieron un rol importante en la convocatoria y dirigieron la entrega de diplomas a los egresados de la Especialización en Abogacía del Estado (Abogar).

En la apertura del acto, Soria transmitió su «orgullo» y «satisfacción» por el rol que atribuyó a la Escuela del Cuerpo de Abogados del Estado, a la que reconoció como formadora de profesionales que velan por la defensa de lo público, y además elogió la labor de la Procuración del Tesoro, a la que consideró conducida por «verdaderos especialistas en la defensa del Estado representando los intereses del pueblo argentino».

«A quienes nos ha tocado formar parte de algún cuerpo de abogados sabemos de la importancia de este ámbito», agregó el ministro de Justicia al referirse a la institución que forma a abogadas y abogados en Derecho Público, Derecho Constitucional y Derecho Administrativo para defender los intereses del Estado.

La asesora presidencial, Dora Barrancos, bregó «por la construcción de una sociedad absolutamente libre de violencias, democrática, popular, feminista»

La ECAE forma parte de la Procuración del Tesoro y durante el mandato de Mauricio Macri (2015-2019) sufrió recortes y un progresivo vaciamiento, como el cierre de la Maestría en Abogacía Pública y la Especialización en Delitos Económicos Complejos, según recordó su actual director en diálogo con Télam.

«La Maestría en Abogacía del Estado había desaparecido en la gestión anterior, como también la Especialización en Delitos Económicos Complejos, que había desaparecido y ahora volvió», destacó Croxatto. Los dos posgrados, en los que cursan profesionales del Derecho que se desempeñan en los distintos ministerios del Ejecutivo, fueron reabiertos a partir de 2020.

«No nos debemos olvidar que a todo esto lo habían borrado de un plumazo», remarcó Soria en el mismo sentido, mientras que Zannini eligió la palabra «reconstrucción» para describir el progreso de recuperar y jerarquizar la ECAE, al que enmarcó dentro del objetivo de «defender al Estado», porque -planteó- «en un mundo que marcha a la concentración del poder y la riqueza, la única esperanza que le queda al individuo para la protección de sus derechos es el Estado».

En su exposición, el Procurador del Tesoro convocó a las abogadas y abogados que se capacitan en la entidad «a mirar con nuevos ojos» el Derecho, la jurisprudencia y el ordenamiento jurídico, a «no mirarlos como siempre», y entonces elogió el análisis histórico sobre el Derecho Penal y el concepto de violencia contra la mujer que había esbozado Barrancos.

Zannini, en ese punto, comentó que escuchar a Barrancos le permitió «una vez más aprender de una mujer», en una referencia implícita a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, y luego mencionó lo que significa que «un proyecto político de la importancia del que nosotros participamos esté liderado por una mujer».

La apertura del ciclo lectivo 2022 de la ECAE reunió en el primer piso de la casa matriz del Banco Nación a abogadas y abogados que cursan posgrados junto a una decena de funcionarios del Ejecutivo nacional, aparte de Soria y Zannini, todos integrantes del cuerpo docente: entre ellos se encontraba la secretaria de Gestión y Empleo Público, Ana Castellani.

Como el inicio de clases y la entrega de diplomas coincidieron con el Día Internacional de la Mujer, las principales definiciones sobre el 8M quedaron a cargo de Barrancos, quien a partir de un caso particular de violencia contra la mujer en el que intervino la Justicia desarrolló una serie de recomendaciones y/o exigencias para la actuación de jueces y fiscales.

En ese sentido, la asesora presidencial remarcó que en casos de ese tipo el Poder Judicial debe utilizar «lenguaje género sensitivo»; aplicar integralmente la ley 26485; dar «un trato digno y respetuoso, no revictimizante» a las denunciantes; no citar a «audiencias conjuntas» con la presencia del agresor; implementar «medidas de protección oportunas, efectivas e idóneas, acordes al riesgo que enfrenta la víctima»; «corroborar la existencia de antecedentes de violencia»; notificar a las personas denunciadas si existen medidas de protección y darle un «adecuado seguimiento judicial» al caso; al igual que «reparar inexcusablemente a la víctima».

Sobre esa batería de recomendaciones, Barrancos señaló que consisten en la base de las transformaciones que busca para la acción de los Tribunales.

«Acá se expresa todo un programa importantísimo para inducir a la Reforma Judicial que queremos«, resumió.





Fuente: TELAM